"he

29 de abril de 2012

Día 3: Tokyo 3/4: Barrios de Ginza, Marunouchi y Roppongi:


Nos despertamos mas tarde que el día anterior, el jetlag ya lo habíamos superado aunque yo creo que fue más por el cansancio que teníamos del día anterior que por el mismo jetlag. En todo caso, ya era hora de despertarse, nos esperaba otro día entero en Tokio donde todavía nos quedaba mucho que ver. Desayunamos en el hotel unas tostadas, café y huevo por unos 500 ¥ (unos 5 €). Nos sirvió el recepcionista con gafas tan simpático del hotel el cual nos ayudó mucho.


Ginza y su locura de las tiendas de marca.


La mañana la empezamos en Ginza, un barrio donde puedes encontrar todo tipo de tiendas y todo tipo marcas de ropa. Si quieres ir de compras, este es un buen sitio, si quieres gastarte mucho dinero, también.



Nos fuimos andando en busca del Hama rykiü-teien, un largo paseo al que llegamos no sin antes preguntar el camino a lugareños que siempre te atienden con una simpatía que se agradece y que dice mucho de la gente de este país.

El Hama rykiü-teien es un jardín japonés que se encuentra entre rascacielos (complejo Shiodome) formando un paisaje muy inusual. La entrada es de 300 ¥, alrededor de 3 €. Al entrar al jardín te dan un mapa muy útil donde te indica un paseo bonito, tuvimos la suerte de verlo en pleno florecimiento, dejándome unas estampas preciosas. Desde aquí se puede también coger un barco que te da un paseo por el río.

Un jardín muy recomendable, posiblemente el mejor de Tokio, sobre todo en primavera cuando está en su máxima belleza.





 Marunouchi, por las alturas de Tokio.

Desde aquí caminamos al metro más cercano y nos fuimos directamente a la zona de Marunouchi. Desde la parada de metro sales directamente al "Imperial Palace" lugar donde habita el emperador de Japón. Desde este gran parque puedes disfrutar al fondo del skyline del centro de Tokio.


Nos dimos una vuelta por los alrededores, el palacio imperial en sí no se puede visitar salvo dos días al año. Luego nos dirigimos al top de unos de los edificios impresionantes que hay por la zona, el Marounouchi building, de donde se tienen unas vistas espectaculares hacia la ciudad.


Una de las cosas que también nos llamó mucho la atención de Japón son los carteles de policía ybomberos o de advertencia y prohibición. La mayoría de ellos están hecho de dibujos animados, quitándole mucha seriedad al asunto. A mÍ me costaría tomarme en serio estos carteles, parece que están creados especialmente para niños pero no es así, aquí pongo algunos ejemplos.





Cuando hay obras en la calle muchas veces las vallas están adornadas con conejitos rosas como veis a continuación.




Roponggi


Fuimos a comer a un restaurante de "comida rápida" ya en  zona de Roppongi donde echaríamos el resto del día. Fuimos a visitar el Tokyo Tower que no es que sea muy bonita pero tiene un aire a la Torre Eiffel, puedes subir hasta el top pero te cobran un pastón por ello. 




Por la zona podemos encontrarnos con Shiba-koen, una zona muy bonita y especial donde podemos visitar el templo entre otras cosas. Cuando nosotros llegamos estaban en plena ceremonia haciendo como una especie de ritual con fuego. Junto al Senso-ji fue de los templos que mas nos han gustado en Tokio.



Desde aquí nos dimos una larga caminata hasta la zona céntrica de Roppongi, esta zona me pareció bastante diferente de otras, con un estilo mas europeo, todo lleno de todo tipos de restaurantes de lujo o baratos como de kebabs. 

Hasta ese momento no había visto a tanto extranjero en Tokio como lo vi aquí, supongo que es una zona de expats. El ambiente era muy acogedor y te invitaba a quedarte mas tiempo visitando tiendas o viendo edificios espectaculares: Ya había anochecido y el barrio se tornaba mas espectacular en la zona Tokyo Midtown, me dio una sensación de futurismo que superaba mis expectativas.



Por la zona también puedes encontrar muchos museos como el Suntory Art Museum, National Art Center Tokyo o el Mori Art Museumconocidos también como el triangulo de arte de Roppongi, pero como ya dije en el anterior post, los habíamos descartado por falta de tiempo. 

Anduvimos hasta las Roppongi Hills, un complejo espectacular con superficie en alto, lleno de edificios donde puedes ir de compras, ver una película en el cine o comer en uno de los restaurantes mas finos de Tokio en lo alto de un rascacielos con vistas a la ciudad. También tienes la posibilidad de subir hasta el Tokyo City View, se salia del presupuesto.


Desde este complejo se puede ver el Tokyo Tower, que si por de día es feo, por la noche se vuelve precioso todo lleno de luces.

Para ver estos tres barrios en un día es en realidad una paliza, otro día que acabamos muy cansados. Si además los quieres ver detenidamente visitando museos y otras atracciones necesitarás más de un día.  Son barrios que realmente merecen una visita, aunque sea un poco por encima como hicimos nosotros. Tokio nos estaba fascinando a gran manera.

Tokio es una caja de sorpresas y cada barrio guarda su propio estilo y atractivo que hace que nunca te aburras de esta grandísima ciudad.

Puedes seguir leyendo el viaje pinchando aquí : Día 4: Nikko, ciudad de templos y santuarios
O si te lo has perdido, leer el día anterior: Día 2: Tokyo 2/4 Barrios de Ueno, Asakusa, Akihabara y Shinjuku

__________________________________________________________________________________________


¿Buscas otros relatos sobre Ginza, Marunouchi y Roppongi?


Postamigo


Giza, Marunouchi y Roppongi de Callejeando Por El Planeta

No hay comentarios :

Publicar un comentario