"he

19 de junio de 2013

7 lugares de Australia que no puedes perderte en una luna de miel


Australia se está convirtiendo en una de las opciones más comunes cuando la gente elige el destino para celebrar su luna de miel, como lo es también su país vecino, Nueva Zelanda. Muchas son las parejas que se ven por el país disfrutando de sus días de luna de miel, unas vacaciones inolvidables en un país impresionante.
En este post quiero ayudar a aquellos que vengan a la tierra aussi y proponer los lugares que bajo nuestra experiencia recomendamos y que pensamos que son imperdibles en un viaje a Australia. No solo para gente que venga de luna de miel, si no a gente como nosotros, venga de vacaciones o de viaje a este país tan grande. Para conocer Australia se necesita mucho tiempo para viajar por el, es uno de los países más grandes del mundo. Buscar vuelos a Australia está a solo un click en tu ordenador.



1. Sydney


Sydney se podría decir que es la ciudad más famosa, más grande y poblada del país , aunque no es la capital. Con 4,627,345 de habitantes se mantiene como referencia del país y como la más turística de todas las ciudades. Es una ciudad multicultural y con un montón de actividades para hacer.
La joya de la corona es el famoso Ópera House. Edificio más fotografiado de Australia que es conocido mundialmente y que vemos cada año en las noticias con la celebración del nuevo año, algo imposible de perderse en un viaje a Australia. Cruza el Harbour Bridge, el puente más famoso de Sydney el que si te atreves podrás cruzarlo por sus alturas con la ayuda de unos arneses, las vista sobre la ciudad lo merece.




Pasear por sus distintos barrios es la esencia de la ciudad. The Rocks, el barrio más antiguo de Sydney bien merece la pena descubrir sus edificios de influencia europea y su mercado bullicioso.
Chinatown es otro de los sitios más visitados, un rincón donde podrás disfrutar de sus muchos restaurantes de comida china, todo decorado al estilo chino te hará sentir como estar en un pequeño trozo de Asia.





Por aqui se puede ir al Passy's Market que es el más famoso de Sydney y en el que podrás incluso regatear los precios. Si prefieres comida thai también puedes ir a Newtown donde encontraras diversidad de restaurantes tailandeses.



Sydney fue ciudad olímpica en el 2000, en esta ciudad puedes ir a visitar el Parque Olímpico para recordar tiempos gloriosos de la ciudad aunque ya no sea lo que fue en su gran momento bien merece una pequeña visita si te viene de paso.
Por Sydney hay muchas playas pero dos son las que no te puedes perder, esas son Manly Beach y Bondi Beach, donde podrás surfear o simplemente disfrutar del ambiente surfero (más en Bondi Beach)  y de la belleza de estas playas. En estas playas también hay una amplia gama de restaurantes para echar un día de playa muy completo.

Si quieres marcha, la zona de King's Cross es conocida por ello ya que dispone de multitud de pubs y bares para menear el esqueleto, es el barrio rojo de Sydney y es uno de los lugares más poblado de mochileros, en este barrio tienes multitud de hostales para elegir, una zona donde podrás encontrar los precios más baratos para dormir cerca del centro.
Como veis Sydney tiene multitud de formas y cosas que hacer para descubrir la ciudad más famosa de Australia.

2. Lone Pine Koala Sanctuary en Brisbane

Si hay un lugar donde puedes ver koalas por todos sitios ese es el Lone Pine Sanctuary a tan solo unos kilómetros del centro de Brisbane. En el centro aprenderás sobre como se comportan, que comen y todo lo relacionado de la vida de estos animales tan especiales. Aparte de conocer y poder ver al koala también tendrás la oportunidad de poder tener en tus manos y poder abrazar a un koala de verdad, es como coger un peluche muy pesado. El precio de la entrada en el momento que fuimos nos costó unos 33 dólares australianos y si quieres coger el koala en brazos hay que pagar un poco más aparte, en el precio incluye una foto con el koala que querrás colgar en el salón de tu casa. Una experiencia única
.




Pero no solo podrás estar con los koalas, el centro tiene una amplia gama de animales nativos, desde los canguros hasta un ornitorrinco. Uno de los lugares más especiales del centro es donde están todos los canguros, una zona verde donde podrás entrar con ellos, darles de comer y acariciarlos. Estos canguros están acostumbrados a la presencia humana y no se asustaran como pasa si te encuentras a uno salvaje.






3. Pasear por Brisbane, la capital de Queensland

Brisbane, conocida como la tercera ciudad más grande de Australia y por ser la capital de Queensland. Una ciudad que es de las que más esta creciendo en todo el mundo y que personalmente no nos pareció menos que Sydney e incluso la disfrutamos más. No es de las más conocidas pero sin duda merece dedicarle unos días para descubrir sus secretos que tiene guardados.





Una visita a la ciudad aparte del Koala Sanctuary se puede completar con un paseo por el centro. Con sus calles llenas de tiendas y restaurantes además de grandes centros comerciales y mucho ambiente en sus calles donde podrás oír gente tocar el famoso instrumento musical, el didgeridoo. Brisbane aunque está pegado a la costa no tiene playas cerca, aunque si dispone de una playa artificial en South Bank Parklands a la que se puede ir gratuitamente y la que esta muy bien cuidada y limpia. Brisbane es una de las ciudades más soleadas de Australia con una temperatura media muy agradable. South Bank Peninsula se llega cruzando por un puente desde el centro, desde esta parte tendrás unas magnificas vistas del skyline de la ciudad, lugar pintoresco donde podrás visitar museos o ir a uno de sus muchos restaurantes o su famoso mercadillo, evita los fines de semana si no quieres estar con demasiada gente.





Un paseo por su jardín botánico es muy recomendable, donde tienen infinidad de diferentes plantas y arboles, un rincón preciosos a solo unos pasos del centro para no parar de usar tu cámara de fotos. Por el centro puedes ver sus bonitos edificios históricos como la catedral de St Jhons, el Comissariat Store el Albert Street Uniting Church, una iglesia rodeada de edificios gigantes o el City Hall cerca de este en una plaza donde actúa gente en días especiales. También puedes darte un paseo en barco por el Brisbane river y descubrir la ciudad desde el agua. Una ciudad moderna donde es imposible aburrirse.





4. Surfear en las playas de Agnes Water

Agnes Water es un pequeño rincón en Queensland, conocido por ser una de las playas con más tradición para surfear de toda Australia. Sus olas son surfeadas por los surferos más conocidos del mundo y es referencia a la hora de elegir lugar para practicar este deporte. En ningún lugar de Australia vas a poder surfear más barato que aquí. Nosotros nunca habíamos surfeado y viniendo a Australia con tanta tradición surfera no nos podíamos ir del país sin haberlo hecho, estando aquí encontramos la ocasión perfecta para hacerlo.


Aceptable para nuestros bolsillos, 17 dólares (Hay diferentes compañías que varían el precio según el número de personas) y 3 horas de intenso surf en el que aunque seas novato como lo somos nosotros, te lo pasas en grande, aprendes las bases del deporte y si aprendes rápido, poder coger buenas olas en el que tienes una parte teórica y otra práctica Es un deporte que engancha y más de uno y decide comprarse una tabla para surfear por su cuenta.
Mucha gente después de las clases se queda algunos días más para alquilar una tabla a un precio ridículo y ponerse a practicar lo que ha aprendido en las clases, además de visitar un lugar precioso como es Town of 1770 a pocos kilómetros de aquí. Otra opción es coger un barco e irte a la isla Lady Musgrave, uno de los mejores sitios para hacer buceo de toda Australia.

5. Ver canguros en el Cabo Hillsborough


Tener una visita a Australia y no ver canguros está estrictamente prohibido. Hay un lugar en el que verás canguros a puñados además de playas de ensueño. Este pequeño rincón de Queensland esta a poco tiempo de la ciudad de Mackay. El truco para ver muchos canguros es ir con la salida del sol, los encontraras en plena arena de la playa donde hacen reunión cada día. Después hacer la caminata que te lleva por lo alto y ver las preciosas playas del lugar. Si vas con marea baja podrás volver al parking por la arena, un parking donde suelen haber canguros, no solo al amanecer, si no que a todas horas.




6. Las Islas Whitsundays 


Sin duda uno de los lugares más bellos del planeta que esta situado en el corazón de Queensland. El punto de salida a estas islas esta en Airlie Beach, lugar de buen ambiente y mucha marcha. Las islas se pueden visitar de muchas formas. En un barco velero, una lancha, o cualquier tipo de embarcación que ofrece sus servicios. Bien es verdad que no es muy barato hacerlo pero es algo que no olvidarás jamás en tu vida y bien merece la pena el gasto. Las excursiones de los barcos suelen pasar por la Whitsunday Island, Hooker Island entre otras muchas. Podrás bucear con miles de peces de colores en una zona rica en coral y vida bajo sus aguas.



Una parada en la playa Whitehaven beach es obligatoria, donde podrás ver una de las mejores playas del mundo con la arena blanca tan especial, cerca esta el mirador de Hill Inlet con una de las imágenes más bellas e impactantes que puedes tener, el color del agua es tan especial que parece de mentira. algo digno de ver alguna vez en la vida.



7. Noosa Heads National Park


Situado en la Sunshine Coast en Queensland al norte de Brisbane, este parque nacional es conocido por ser uno de los lugares donde puedes ver a los koalas en libertad, no es fácil pero mucha gente ha llegado a verlo, sobre todo donde esta el parking, prepara tu cuello para estar buscando por la copa de los arboles. Aparte de koalas, tiene muchas caminatas realmente preciosas, puedes elegir entre ir por un camino pegado a la costa o ir por su interior y descubrir la flora local.



En nuestro caso hicimos la que iba por la costa de la que nos dejó imágenes de playas increíbles y en el que vimos animales diferentes como un gran lagarto con manchas amarillas o pájaros de todas clases.  Muchas de sus playas están llenas de surferos buscando olas, muchos se alojan en la turística Noosa Heads Village, un lugar con mucho lujo y restaurante donde también poder dormir en uno de sus hoteles o como en nuestro caso en uno de los hostales que son mucho mas económicos.






No hay comentarios :

Publicar un comentario